fbpx

I. Bombal Díaz: “Tener alguna formación tecnológica digital para la actividad agraria es hoy en día muy recomendable”

Jun 18, 2021Agronegocios, Feedzy0 Comentarios

Isabel Bombal Díaz, directora general de Desarrollo Rural, Innovación y Formación Agroalimentaria del MAPA:

“Tener alguna formación tecnológica digital es recomendable para ejercer hoy la actividad agraria”

La digitalización, la tecnología digital, la conectividad, la agricultura y la ganadería de precisión, la información, uso y transferencia de datos, las aplicaciones móviles, el Internet de las Cosas o la cadena de bloques (“blockchain”) como garantía de la trazabilidad de los productos son aspectos que, paulatinamente, irán incorporándose cada vez más al lenguaje de las empresas agrarias y que necesitarán de formación y de un asesoramiento especializado.
El II Plan de la Estrategia de Digitalización del sector agroalimentario, forestal y del medio rural para el periodo 2021-2023 incidirá en estos aspectos y las primeras inversiones se llevarán a cabo con fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno, con fondos de Desarrollo Rural de la PAC transitoria y, posteriormente, con los del próximo Plan Nacional Estratégico de la PAC 2023-27.  En esta entrevista a Isabel Bombal Díaz, directora general de Desarrollo Rural, Innovación y Formación Agroalimentaria del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) se avanzan algunos de estos asuntos de interés para el sector agrario y agroalimentario.

¿Considera cumplidos los objetivos previstos en el I Plan bienal de Acción de la Estrategia de Digitación del sector agroalimentario y del medio rural?

Isabel Bombal-. Sí, con este I Plan de Acción hemos comenzado a adquirir experiencia en la ejecución de la Estrategia de Digitalización, en un contexto complicado por la pandemia y con el reto de ejecutar todas las acciones que corresponden al MAPA y de dinamizar las que corresponden al resto de actores públicos y privados que no dependen de nosotros, salvo en su orientación.

Teniendo eso en cuenta, sí considero que la ejecución del I Plan bienal de la Estrategia ha sido positiva, pues no solo se han cumplido gran parte de los fines y objetivos previstos, ejecutándose el 95% de las actuaciones del Plan, sino que también se han consolidado las relaciones de colaboración, cooperación y sinergias entre las distintas Administraciones, entidades y resto de actores que tienen algo que aportar a la digitalización del sector agroalimentario y del medio rural.

Además, la ejecución del Plan de Acción también ha permitido detectar las actuaciones más eficaces, como las relacionadas con la prestación de ayudas o las que involucran el trabajo conjunto de distintas Administraciones y entidades, y que generan mayor impacto, además de aquellas con mayor grado de aceptación por parte del sector, como las relacionadas con la formación, la divulgación y el establecimiento de foros comunes, además de la concesión de ayudas. Este aprendizaje se recogerá en el siguiente plan de acción, con el que se dará continuidad a la ejecución de la Estrategia.

Actualmente se está ultimando el Plan de Evaluación, Seguimiento y Revisión del I Plan de Acción 2019-2020 para establecer una adecuada monitorización de su ejecución. Esto nos permitirá evaluar los resultados obtenidos para tener la posibilidad de realizar las adaptaciones necesarias en función de los mismos.

 

¿Cuáles son las líneas básicas del II Plan de acción a poner en marcha y cuál será la  contribución de los fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia?

En este nuevo Plan de Acción se acometerán actuaciones de digitalización de calado, orientadas a la transformación digital del sector, junto con otras que darán la necesaria continuidad a algunas de las ya puestas en marcha en el Plan anterior.

Aunque aún no se ha presentado oficialmente, tendrá un presupuesto bastante superior al del primer plan y la mayoría serán acciones lideradas por el MAPA, junto con otras de continuidad, otras de divulgación y complementarias, así como actuaciones lideradas por otras Administraciones de manera transversal, pero con contribución expresa al sector agroalimentario, y las de acciones de Gobernanza y Dinamización.

A nivel presupuestario, se ha puesto en marcha una dotación adicional de fondos europeos de la mano del Plan Nacional de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), que empezará a ejecutarse este mismo año y que considera al sector agroalimentario como uno de los sectores prioritarios de actuación.

Para responder a los retos actuales, se han programado una serie de inversiones en los próximos años, que contribuirán decisivamente a mejorar la resiliencia del sector y su competitividad. Entre otras, inversiones para acelerar la implantación digital en el sector agroalimentario, que contemplamos en este II Plan de Acción.

Estas actuaciones financiadas por el PRTR son: la creación de una línea de financiación de apoyo al emprendimiento de base tecnológica, orientada a PYMEs del sector agroalimentario, con una financiación de 30 M€; la creación de un Hub Fiware de innovación digital para empresas del sector agroalimentario, con 4,6 M€; la creación de una plataforma de asesores AKIS, financiada con 2,4 M€; y la creación del Observatorio de Digitalización del sector agroalimentario, con una dotación presupuestaria prevista de un millón de euros.

 

¿Qué va a significar la implantación de la denominada “Extensión agraria digital”, como comentó el ministro Planas tras firmar el convenio con la UCO y la UPM?

Con la implantación de la denominada “Extensión Agraria Digital”, se pretende principalmente romper la brecha digital, para que técnicos, asesores y  profesionales de toda la cadena agroalimentaria tengan a su alcance las capacidades necesarias para incorporar la tecnología digital a las tareas propias del día a día de su trabajo.

Con esa intención, se constituyó el Centro de Competencias para la Formación Digital en el sector agroalimentario, con la firma el pasado 17 de Mayo de un convenio entre el MAPA, la Universidad de Córdoba y la Politécnica de Madrid, que se enmarca dentro de las actuaciones orientadas a la consecución del  objetivo 1 de la Estrategia de Digitalización del Sector Agroalimentario y Forestal y del Medio Rural para reducir la brecha digital. El programa formativo, incluido en este Convenio, está previsto que se desarrolle en el II Plan de Acción 2021-2023.

Con ello, lograremos disponer de profesionales formados en digitalización, dinamizar y revitalizar el medio rural, reconvertir trabajadores veteranos y  crear nuevos perfiles profesionales mixtos más orientados a las nuevas tecnologías.

En suma, únicamente mejorando las  capacidades digitales, se conseguirá que las nuevas tecnologías disponibles hoy en el mercado causen el impacto deseado en el sector, generalizando de esta manera la denominada agricultura “inteligente” y la agroindustria 4.0, sin dejar a nadie atrás.

Como inicio de esta “extensión agraria digital” el Centro de Competencias tiene previsto desarrollar un programa formativo en 2021 de ocho cursos, que versarán sobre algunos de los conocimientos y/o prácticas que actualmente más demanda el sector. Por ejemplo, la ganadería y el riego  de precisión, los sensores o el blockchain, formando a más de 300 profesionales del sector agroalimentario a lo largo de este año. En la selección del alumnado se priorizará a mujeres y jóvenes. El programa funcionará como “formación de formadores”, logrando así un efecto multiplicador del mismo.

Asimismo, otra de las contribuciones previstas es la puesta en marcha del “Paquete de Digitalización”, que desarrollaremos en el marco de la programación de Desarrollo Rural para fomentar el establecimiento y la prestación de servicios de asesoramiento, y la formación y actualización de los conocimientos en materia de digitalización para los profesionales del sector primario.

 

¿En qué va a consistir la creación de un “hub” o entorno de innovación digital para el sector empresarial agrario y agroalimentario?

Con la creación del “Hub” de innovación digital se creará un espacio en el que empresas privadas, Administraciones Públicas y centros de investigación cooperarán conjuntamente para impulsar la conversión de las ideas en soluciones inteligentes, listas para ser utilizadas.

Asimismo, este “Hub” mejorará la competitividad de las empresas, mediante el uso de nuevas tecnologías y fomentará el uso de datos, garantizando siempre la interoperabilidad.

Para ello, se empleará una arquitectura FIWARE, es decir, un entorno común que evita las dificultades causadas por la proliferación de datos procedentes de diferentes herramientas en el sector agroalimentario y que permite “utilizar el mismo idioma” para poder compartirlos.

Se comenzará desarrollando las actividades presenciales del “Hub” en el Centro Nacional de Capacitación Agraria (CENCA) y en el Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER), ambos localizados en San Fernando de Henares y pertenecientes al MAPA, y esperamos ampliarlo en un futuro a otras instalaciones de interés para la innovación digital agroalimentaria. Teniendo esto en cuenta, inicialmente, los contenidos del “Hub estarán” enfocados a los sistemas de riego, con intención de ampliarlos en el segundo año a temáticas de agricultura de precisión.

Más, en concreto, este “Hub” se estructurará en torno a cinco pilares clave:

1) Un centro o punto físico de acceso al “Hub” en el que se impartirá la formación presencial, en forma de jornadas divulgativas y/o de actividades de “mentorización”, y se exhibirán las últimas tecnologías existentes en el sector.

2) Una plataforma o punto de acceso virtual que pondrá en contacto a los diferentes actores del sistema. En ella se integrarán proyectos piloto que permitan comprobar el grado de beneficio que aporta una tecnología específica aplicada a un problema concreto.

3) Agro-labs o entornos en los que los empresarios puedan probar en vivo la tecnología, aprender a manejarla y conocer sus características.

4) Retos de innovación abierta. Consistirán en el planteamiento de un problema, para el que todo el ecosistema de empresas locales propondrá soluciones innovadoras, seleccionando y desarrollando la mejor de ellas.

5) Servicios “MARKET” y Comunidad “iHub” que incluirán acciones dirigidas a que las empresas tengan capacidad para acceder a los mercados y en las que se trate de poner en contacto a todas las partes locales interesadas.

 

Un 80% de los titulares de explotaciones agrarias tienen formación eminentemente práctica, basada en la experiencia, ¿hasta qué punto es necesario que cuenten también con una formación tecnológica básica y sectorial, que les acompañe en el entendimiento y en la incorporación de nuevas aplicaciones técnicas innovadoras en sus explotaciones?

Actualmente, poseer algún tipo de formación tecnológica -ya sea sobre tecnologías habilitadoras digitales como, por ejemplo, Internet de las Cosas (IoT), Big data o blockchain; o sobre Apps utilizadas por el sector- es muy recomendable tanto para incorporarse a la actividad agrícola y/o ganadera, como para poder desarrollar ésta adecuadamente en el actual contexto de transformación digital de la economía.

Tenemos que lograr que los productores tengan capacidad para tomar decisiones basadas en la tecnología y el uso de datos que les permitan producir de manera más rentable y sostenible, así como facilitarles conocimiento real de la relación coste – beneficio de dicha decisión.

Solo a través de la formación y asesoramiento, la Innovación, la digitalización y los Sistemas de Conocimiento e Innovación Agrarios (AKIS) -todas ellas alineadas con el objetivo específico transversal de la nueva PAC de “Conocimiento e innovación”- se podrá garantizar el cumplimiento.

 

Uno de los objetivos principales de su departamento en el ámbito de la digitalización es el de impulsar la transferencia de conocimientos y de innovación para que tengan una aplicación práctica en el día a día del sector agrario. ¿Cómo va a llevarse a cabo esta labor que, en principio, parece de enorme complejidad? ¿No impactará ese impulso con el que ya vienen desarrollando, en función de sus intereses económicos, los agentes del sector privado, principalmente del sector de insumos?

La labor que desarrollamos es sinérgica con la que vienen desarrollando los agentes del sector privado; de hecho impulsa que estos sigan desarrollando su actividad al dotar al sector de profesionales mejor formados y asesorados en digitalización y, por tanto, más demandantes de la tecnología que generan los agentes del sector privado. La colaboración público-privada es esencial para alcanzar los objetivos tan ambiciosos que nos hemos marcado.

La transferencia de conocimiento y de innovación es fundamental para en primer lugar, reducir la brecha digital de adopción existente aún en el agro y, en segundo lugar, impulsar el desarrollo empresarial y los nuevos modelos de negocio en el medio rural.

En este sentido, el II Plan de Acción desarrollará actuaciones encaminadas a la consecución de ambos objetivos. Así, este segundo Plan desplegará actuaciones orientadas a mejorar la formación tanto reglada como no reglada.

Asimismo, el nuevo Plan incluirá entre sus actuaciones las del “Paquete de digitalización”, introducido en la última modificación del Programa Nacional de Desarrollo Rural 2014-2020, con actuaciones relativas a la formación en materia de digitalización; adquisición de competencias; apoyo a actividades demostrativas en materia de digitalización; prestación de servicios de asesoramiento agrícola digital, y apoyo a la formación de asesores en digitalización.

Además, se desarrollará una Plataforma de asesores AKIS, que funcionará como una herramienta que impulse la transferencia de conocimientos e información entre los actores del AKIS, de forma que se aproveche todo el conocimiento generado desde el ámbito científico y se produzcan sinergias en todo el territorio nacional.

Para ese cometido es  también es necesario conocer y medir la situación real del grado de implantación de la digitalización en nuestro sector. Para ello, crearemos el Observatorio de la digitalización del sector agroalimentario, que realizará un seguimiento y análisis continuado del grado de implantación y de la adopción las tecnologías digitales en el sector agroalimentario. Entre sus actuaciones estará la producción de un sistema de indicadores, así como la investigación, registro y análisis de las realidades, políticas públicas y tendencias de la digitalización del sector.

 

¿Qué puede hacerse para proteger la propiedad intelectual y la seguridad jurídica de agricultores y ganaderos ante la gran cantidad de datos que generan en su actividad y que son recopilados, analizados, gestionados, procesados, intercambiados o transferidos, escapando a su control?

Lo primero es trasladar confianza a los agricultores y ganaderos, porque, sin duda, son más los beneficios y oportunidades que ofrece la digitalización del agro que sus riesgos. Por tanto, es necesario crear un “ecosistema de confianza” para compartir y usar los datos tanto a nivel europeo, como nacional. Este ecosistema, además, debe apoyarse en un sólido marco legal, basado en los valores y derechos fundamentales de la UE.

Se debe conseguir que tanto la propiedad intelectual, como la seguridad jurídica de agricultores y ganaderos estén siempre garantizadas a la hora de compartir y usar sus datos, ya sea durante el ejercicio normal de su actividad profesional o bien a la hora de cumplir con sus obligaciones para con la Administración.

En este sentido, el II Plan de Acción, dará la necesaria continuidad a la actuación de “Difusión del Código de Conducta para el Intercambio de Datos”, puesta ya en marcha en el primer Plan, ya que este Código busca promover y generar una cultura de intercambio de datos entre los potenciales usuarios del sector, en línea con el objetivo general de la Estrategia de tratar de reducir las barreras legislativas, vinculadas a la protección y el uso de los datos.

En resumen, se pretende optimizar los beneficios en el intercambio de datos con arreglo a normas justas y transparentes, avanzando en materia de privacidad, protección de datos, propiedad intelectual, relaciones de confianza/poder, almacenamiento, conservación, manejabilidad o seguridad.

DEJA UN COMENTARIO

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Ir al contenido